Home»Business Revista Digital»Economía Digital: ¿Qué es y cómo afecta a los negocios?

Economía Digital: ¿Qué es y cómo afecta a los negocios?

El desarrollo de las nuevas tecnologías en diferentes ámbitos es todo un hecho, y más cuando constantemente impulsan necesidades en la población que, cada vez con más exigencia, busca que sean atendidas. El acceso a la información en tiempo real ha cambiado la forma en la que se compraban productos y servicios tradicionalmente, dando lugar a la economía digital.

Máximo Santos Miranda, Docente del Máster en Dirección y Planificación Financiera de la Escuela de Negocios y Dirección – ENyD (Título oficial por la Universidad Europea Miguel de Cervantes) explica que “en un mundo globalizado como en el que nos encontramos, ser digitales o no, no es una opción, sino una necesidad. Hace unos años, cuando querías comprar cualquier cosa, si desconocías dónde hacerlo, contactabas con tus amigos y familiares para que te dieran referencias y entonces ibas visitando los distintos negocios que te habían recomendado para ver las ofertas, comparar precios… Esto suponía dedicar mucho tiempo a cualquier búsqueda y, además, dependíamos de tener disponibilidad para visitar estos establecimientos en horario comercial”.

transformación digitalAdemás, el experto asegura que “gracias a la digitalización y a herramientas como Google, que nos dan muchas posibilidades de elección, esto es mucho más sencillo. Una vez seleccionados los potenciales vendedores podemos entrar a través de sus distintas páginas web y hacer una búsqueda de lo que deseamos».

«En poco tiempo podemos visitar virtualmente un gran número de establecimientos sin tener que ir físicamente, comparar ofertas, ver distintos modelos… y encima es posible a cualquier hora y cualquier día de la semana sin necesidad de ceñirnos a su horario comercial. A partir de aquí, podemos elegir entre visitar el comercio y “tocar” el producto a comprar si lo estimamos conveniente o incluso adquirirlo desde nuestro dispositivo electrónico sin tener que desplazarnos y ajustar el horario de entrega al que mejor nos convenga”.

Una de las áreas en las que más ha repercutido el avance tecnológico es en la economía digital. Este concepto, que crece día tras día, se basa en proporcionar a la población nuevos servicios y bienes de manera eficiente con tan solo un clic. ¡Conozcamos todo sobre la economía digital y su importancia para las personas!

¿QUÉ ES Y CÓMO SURGIÓ LA ECONOMÍA DIGITAL?

El concepto de economía digital, también conocida como economía web o economía de internet, surgió cuando en 1995, el autor y experto en finanzas Don Tapscott publicó el libro ‘La economía digital: promesa y peligro en la Era de la Inteligencia en redes’. El libro explicaba cómo la aparición de internet podría cambiar totalmente la forma de hacer negocios en el futuro y generó tal interés que se convirtió en uno de los más vendidos a nivel internacional a tan solo un mes de su lanzamiento.

Y es que, cuando hablamos de economía digital se hace referencia a una economía basada en la tecnología digital, es decir, que toma consistencia mediante las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TICs) y que, con el paso del tiempo, se ha ido mezclando cada vez más con la tradicional hasta el punto de que es complicado distinguir la diferencia entre ellas.

Se podría decir que la economía digital se presenta como una forma novedosa de producción, comercialización y consumo de bienes y servicios, un proceso complejo que requiere cambios en la organización económica, social y política de los países, pero que actúa como facilitador para el su desarrollo y cuyo objetivo es cubrir las necesidades de la sociedad.

El término hace referencia a cómo la industria transforma productos y servicios existentes o cómo crea otros nuevos aprovechando la tecnología. Y es que, las TICs dotan a la economía web de las herramientas necesarias para la administración, procesamiento y distribución de la información mediante distintos dispositivos o soportes tecnológicos, como pueden ser los móviles, tablets, ordenadores, etc. 

Algunos ejemplos de economía digital aplicada a empresas serían: plataformas de trabajo, como portales de empleo en línea donde se ofrece y se demandan ofertas laborales; o criptomonedas, es decir, monedas digitales que se comercializan de forma exclusiva por internet.

CARACTERÍSTICAS DE LA ECONOMÍA DIGITAL

Para entender cómo afecta la economía digital a la sociedad, es necesario conocer sus características principales:

  • Rastreable y digitalizada: Este tipo de economía permite medir, rastrear y procesar los datos de los usuarios mediante Big Data para conseguir una mejora en la toma de decisiones y tener una visión más concreta sobre los hábitos de compra o tendencias. Es posible analizar el comportamiento de un cliente o posible cliente a través de sus búsquedas en Google Maps, de sus compras online, de sus posts compartidos en redes sociales, etc.
  • Conectada: Una de las principales características es que este tipo de economía permite conectar activos, trabajadores, proveedores y demás partes interesadas a través de comunicación inalámbrica. Esto mejora la seguridad a la hora de tomar decisiones basadas en datos, además de que se convierte en un proceso más eficiente y que aporta visibilidad a la empresa.
  • Compartida: La economía digital opera al compartir los datos en poco tiempo. Además, para el departamento de marketing de cualquier empresa, crear y compartir contenido le permite establecer relaciones con los clientes que pueden acabar en compras.
  • Rápida y directa: La información se encuentra digitalizada y permite que se transfieran muchos datos de forma inmediata. Además esto permite eliminar canales innecesarios y evitar intermediarios, fortaleciendo así la relación entre vendedor y comprador.
  • Creativa: Gracias a toda la cantidad de información que se recibe, la economía web fomenta el desarrollo de nuevos productos y servicios más creativos que satisfagan las necesidades de los clientes.
  • Globalizada: las transacciones se pueden realizar de una forma más rápida porque se vincula a diversos individuos independientemente de las distancia, de manera inmediata y sin excederse en la utilización de recursos. Esto supone un impulso para la globalización económica porque las empresas pueden tener acceso a los mercados en el extranjero.

COMPONENTES

Para que la economía digital funcione de forma óptima es necesario que incluya varios elementos que garanticen su buena ejecución. Los componentes principales de esta economía y que la diferencian de la economía tradicional son:

  • El internet y las TICs: Como ya hemos comentado anteriormente, internet es un componente imprescindible porque conecta a todas las partes involucradas; y las TICs hacen referencia al conjunto de recursos, equipos, herramientas, programas informáticos, redes, medios y aplicaciones que permiten la recopilación, procesamiento, almacenamiento y transmisión de la información.
  • Los usuarios: Tienen el poder de decisión y mucha información a su alcance. Hablamos de personas, instituciones y empresas que ofrecen y demandan productos y servicios y que hacen posible toda la dinámica económica.
  • Infraestructura de red de banda ancha: Son los recursos tecnológicos de los que dispone la empresa para poder conectar a las diversas partes que forman parte del proceso. Incluye a los equipos (hardware), a los programas informáticos (software) y al talento humano especializado.

VENTAJAS

Como vemos, la economía digital toma cada vez más importancia con el paso del tiempo y promete seguir haciéndolo para el futuro. Basta con verlo en ejemplos cotidianos como los coches autónomos, el blockchain, la realidad virtual, la Inteligencia Artificial (IA), etc.

Todos estos avances, unidos al gran cambio que se ha visto en el comportamiento del consumidor debido a la mayor conectividad, han derivado en una importante oportunidad de crecimiento para las empresas que trabajan en línea. Por lo tanto, algunas de las ventajas primordiales tanto para los usuarios como para los negocios son:

  • economia digitalizadaInvestigación: Gracias a la valiosa información que aporta la tecnología, las empresas pueden investigar con mayor facilidad la forma que tiene el usuario de consumir productos y servicios, por lo que se centran en mejorar sus procesos para hacerlos más simples y eficientes.
  • Ahorro: Unido al punto anterior, como mejoran los procesos dentro del negocio, se reducen los costes de producción, a la vez que el producto llega a más personas. Por lo tanto, se consiguen mejores precios y se ahorra en inversiones.
  • Facilidad: Los usuarios disponen de datos suficientes para buscar el producto o servicio que necesitan y tomar decisiones, permitiendo que el proceso de compra y venta sea más fácil. La información que proporciona tanto el fabricante, como los propios clientes a través de reseñas mejoran la experiencia de compra. 
  • Cercanía: La comunicación entre cliente y proveedor es mucho más rápida y cercana porque existen muchos canales de atención a través de los cuales se pueden resolver problemas y solventar dudas.
  • Presencia mundial: Los productos y servicios pueden estar disponibles para los clientes en cualquier lugar y momento, haciendo que la empresa pueda acceder libremente a diferentes y remotos tipos de mercados. Esto a su vez aporta precios competitivos, intercambio cultural, etc.
  • Seguridad: Las transacciones digitales de compra y venta son más fiables porque cuentan con tecnología que las hace seguras. Un ejemplo es la autentificación reforzada de los pagos digitales.
  • Auge del trabajo en remoto: Los empleados pueden encontrar alternativas de trabajo mediante la economía digital que les aporte flexibilidad de horarios y una mejora en la conciliación de la vida laboral y familiar.

Estas son solo algunas de las ventajas que aporta la economía web a la sociedad, transformando sectores productivos tradicionales en una apuesta hacia el futuro mediante la implementación de tecnologías.

Para Máximo Santos “las ventajas son muchas: comodidad, disponibilidad de compra las 24 horas del día, facilidad para comparar precios, ahorro de tiempo, posibilidad de compra en lugares remotos, pero con precios más económicos o con mayor calidad…”.

DESVENTAJAS

Sin embargo, al igual que la economía digital cuenta con diversos beneficios, también supone algunos retos que afectan a la sociedad y que vamos a conocer a continuación:

  • Desigualdad: Al igual que muchas partes del mundo se encuentran digitalizadas, existen otras que aún están en sus comienzos. En este sentido, los usuarios que no tienen un buen manejo de internet están de algún modo en condiciones de desigualdad o exclusión frente a los que sí lo tienen. “Todavía quedan personas no digitales, aunque su número va descendiendo vertiginosamente, y esto hace que algunos negocios tradicionales todavía se mantengan a flote. Sin embargo, las ventajas que tiene la economía digital son muchas y esto hará cerrar en poco tiempo a todos aquellos negocios que no se digitalicen”, asegura el docente.
  • Despidos: Muchas empresas, al implementar la automatización de tareas, tienden a prescindir de parte de su plantilla porque no consideran que sea necesaria la mano de obra y no cuentan con la posibilidad de desplazar a estas personas a otras áreas de la empresa.
  • Desconfianza: La economía digital puede ser sinónimo de falta de confianza para aquellos usuarios que no ven físicamente el producto. Las empresas tienen que hacer un gran trabajo para llegar a sus clientes y generar confianza.

Por lo tanto, la sociedad tiene que afrontar los desafíos producidos por los grandes cambios ejecutados de forma acelerada porque, al igual que la economía digital supone una magnífica oportunidad para todos, también introduce nuevos peligros y amplía otros.

Máximo Santos asegura que “no estar posicionado hoy en día como empresa en herramientas como Google y no contar con una página web es simplemente no existir para la mayor parte de los potenciales compradores porque hoy ya casi nadie pregunta a sus vecinos, amigos o familiares dónde comprar algo. Simplemente le preguntamos a Google, al portal inmobiliario de turno, a la agencia de viajes virtual…. Y todo esto supone digitalizar nuestro negocio para permitir comprar al potencial cliente sin que en este proceso de compra o de búsqueda de información exista ninguna interlocución humana por parte del vendedor o del informante».

«Esto que aplica a los particulares todavía es más relevante en el ámbito de las empresas y es que estas necesitan comprar a diversos productores aquellos productos intermedios que necesitan para sus fábricas o aquellos productos finales para sus canales de venta. En estos casos, la no digitalización de los proveedores supondría una merma en la eficiencia muy grande para estos productores o vendedores de productos terminados. Si estos productores intermedios no se digitalizan entonces buscarán a otros que sí lo estén».

ECONOMÍA DIGITAL EN LAS EMPRESAS

Cualquier empresa que implemente la tecnología en sus procesos se verá altamente beneficiada, pero ese es precisamente uno de los retos de la economía digital: No todos los negocios saben llevar a cabo una adecuada reestructuración. 

economia digital problemaAlgunos de los nuevos modelos de negocio que han sabido adaptarse a la economía digital y han revolucionado la forma de vender y comprar son: comercio electrónico; publicidad en línea; servicios de pago como los pagos online; Apps Stores (iTunes, Google Play, etc); Cloud computing; E-Learning; o P2P (plataformas de intercambio entre particulares).

Sin embargo, para que las empresas puedan adaptarse bien a los cambios que supone la digitalización deben diseñar y estudiar un plan de actuación. Utilizar las tecnologías no significa avanzar hacia adelante, sino que hay que aprovechar al máximo su potencial para que aporten una verdadera innovación y ganancias para el negocio.

La implementación de la tecnología en la empresa es complicada desde un principio porque supone un cambio total en la metodología de trabajo y en las relaciones entre departamentos, los cuales pueden verse afectados al cambiar la forma de fabricar los productos, de ofrecer los servicios, de entregar la mercancía o de entender nuevas herramientas de publicidad y marketing.

Por tanto, la transformación digital supone la necesidad de hacer un estudio exhaustivo y particular de cada empresa. No hay ningún método mágico que permita globalizar el paso a la digitalización empresarial, solo trabajo, esfuerzo e información.

“Muchos puestos de trabajo van a desaparecer porque muchas de las tareas manuales que a día de hoy todavía se realizan serán digitalizadas.  Sin embargo, esto no quiere decir que sólo se vayan a destruir puestos de trabajo. La historia económica nos demuestra que, aunque desaparezcan muchos trabajos, se crearán otros nuevos y estos serán muchos más que los que se destruyan. Es decir, el saldo final será positivo. El problema viene en la necesaria reconversión laboral de todas aquellas personas que verán perder sus trabajos y que habrá que formarlos en las nuevas habilidades digitales para que continúen siendo empleables”.

Por ello, desde la Escuela de Negocios y Dirección – ENyD recomendamos a todas las empresas y negocios que cuenten con personal capacitado en cada ámbito, es decir, especialistas capaces de ofrecer oportunidades de innovación, de estudiar la empresa, de liderar adecuadamente a los integrantes de la compañía, etc. para llevar a cabo una adecuada digitalización y no caer en el olvido.

Artículo Anterior

ENyD se sitúa en el TOP 5 de las mejores escuelas de negocio

Artículo Siguiente

¿Cómo afecta el nuevo Sistema de Cotización de Autónomos?

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *